• Con la segunda tasa de nuevos diagnósticos de VIH mas alta de Estados Unidos, en Florida se han propuesto que durante 2018 todos aquellos en mayor riesgo de contraer el virus tengan acceso gratuito a la profilaxis pre-exposición (PrEP).

PrEP gratuita para todos los hombres gais y bisexuales en 2018. Ése es el objetivo que el Departamento de Salud de Florida quiere conseguir para así reducir drásticamente las transmisiones de VIH. Y ya están en ello.

Florida es el segundo estado con mayor índice de nuevos diagnósticos de VIH entre adolescentes y adultos de todo Estados Unidos. En 2015, por ejemplo, se registraron 4,849 nuevos casos solo en la ciudad de Florida; y en 2014 los condados de Miami Dade y Broward fueron los dos con más nuevos casos de todo el país. A pesar de eso los continuos recortes económicos en sanidad han llevado a que no se tomaran medidas contundentes contra el VIH.

Eso cambió en octubre de 2017, cuando el Departamento de Salud se embarcó en un programa que pretende que para 2018 los 67 condados que forman el estado ofrezcan la PrEP de forma gratuita a las personas que forman parte de los grupos de riesgo, primordialmente hombres gais y bisexuales. Por el momento sólo hay 16 condados que ofrezcan la profilaxis pre-exposición a través de clínicas y servicios sociales; pero se espera que durante este año el resto de condados hagan exactamente lo mismo.

Asegurar que la PrEP llega a aquellos en mayor riesgo de contraer el VIH, sin importar sus posibilidades económicas, es uno de los componentes clave del plan de la agencia para eliminar la transmisión del VIH y reducir las muertes relacionadas con el virus“, ha explicado Mara Gambineri, portavoz del programa PrEP en el Departamento de Salud.

A partir de ahora todos los que rellenen un formulario serán evaluados en base a su historial médico y sus condiciones económicas y sociales para que puedan acceder de forma gratuita a la pastilla que previene el VIH. Pero el plan del Departamento de Salud no se basa únicamente en suministrar la pastilla, sino que como buen programa PrEP incluirá varias campañas de información sobre el tratamiento, una mejora del acceso a las pruebas de VIH y Hepatitis C, y un seguimiento constante de la salud de los que se adhieran el tratamiento.

El Príncipe Harry de Inglaterra realizándose una prueba rápida de VIH

Pero para poder reducir la tasa de VIH no basta con ofrecer la Truvada y por eso la estrategia que han ideado incluye ofrecer más información sobre el VIH a la población y realizar más pruebas rápidas para que los nuevos diagnosticados tengan acceso inmediato a los tratamientos antirretrovirales y así reducir su carga viral a niveles indetectables y que, por lo tanto, no puedan transmitir el virus.

Es cierto que medidas como ésta suponen un coste económico elevado, pero no hay que olvidar que la PrEP no es un tratamiento de por vida como sí lo es el tratamiento antirretroviral. Además de haberse confirmado científicamente la efectividad de la Truvada como tratamiento preventivo (lo que llevó a la OMS a incluirla en su lista de medicamentos esenciales) también se ha demostrado que, a largo plazo, el coste de la implantación de la PrEP acaba siendo inferior al coste de los tratamientos antirretrovirales.

Fuente | HIV Plus Mag

Deja tu comentario