Menos parafernalia de la esperada y una buena ristra de hitazos en la actuación de Lady Gaga en la Super Bowl

[divider]Culture Club | Música[/divider]

Ayer por la tarde salí yo tranquilamente a tomar algo (de ahí que esté escribiendo esto a estas horas) y estaba todo el mundo estresadísimo que tenían que irse a casa pronto para ver a Lady Gaga en la SuperBowl. Chicos, qué devoción.

Al final el número de Gaga en el medio tiempo ha conseguido justo lo que todos sabíamos que iba a conseguir: dividir al mundo. Parece que no se puede tener una opinión intermedia, o te parece lo mejor del mundo o te parece lo peor; que no veas lo intensitas que os estáis poniendo en Twitter que parece que lo hayáis diseñado vosotros o que os haya robado el espacio para vuestro número.

 

El caso es que Gaga ha hecho justo lo que se espera de un intermedio como el de SuperBowl: diez minutos de espectáculo, entretenimiento, buena música y emoción. Pero probablemente por ser Gaga se esperaba algo más estrafalario, aunque si alguna vez has visto a Gaga en concierto sabrás que la calidad musical suele primar por encima de la pirotecnia. Así que en lugar de trucos de magia y momentos imposibles, Gaga ha decidido tirar por lo que mejor se le da: cantar y hacer bailar al público.

Sí, hay un salto gigante al principio (del que gran parte del mérito lo tiene la post-producción del vídeo) y sí, hay muchas lucecitas y brilli-brilli; pero al final lo importante -que es con lo que ella ha decidido que se quede la gente- ha sido la ristra de greatest hits que se ha marcado. Un setlist complaciente con canciones que sabía que iban a gustar al 100% (desde Poker Face a Bad Romance pasando por Telephone, Born This Way y el momento emotivo con A Million Reasons) en el que ha ignorado completamente Artpop (lógico, aunque un Applause no habría desentonado) y en el que Joanne no tiene mucho que aportar. Que de 5 discos su mayor fuente de hits sean los dos primeros no sé yo hasta qué punto habla bien de ella.

Te In-TERELU:  PLAY ME LIKE A DRUM: lo nuevo de Maik Rodríguez

Lo más espectacular de la actuación no es ni el salto, ni los outfits, ni las coreografías. Lo más espectacular es ver el tremendo esfuerzo físico que hace (carreras para aquí, para allí, coreografías aéreas, cantar bocabajo) y que la voz no le falle en ningún momento.

Y eso, queridas amigas, hay muy poquitas que puedan hacerlo.

  • Parodi Paradise

    A mí como espectáculo, pues ni fú ni fá, pero reconzoco que vuendo lo he visto (esta mañana en YouTube) las carrareas, los bailes, el “cógeme como un saco, maromo” y que no haya desafinado es de Applause.

  • DiegoC

    Pues fíjate tú,que es algo que ya vengo oyendo mucho sin ser yo precisamente fan de Gaga (creo que me quedé en el tercer disco y sólo he oído de ella los singles): lo bien que canta y lo buena voz que tiene….