• El líder del Gobierno en el Senado australiano dice que está en contra del matrimonio igualitario porque si los homosexuales quieren casarse pueden volverse heteros y hacerlo.
  • Fácil, sencillo y para toda la familia.


Lo del matrimonio igualitario en Australia está siendo un culebrón que ríete tú de nuestra radionovela en #EBFM, y todo esto pasa cuando tienes en el gobierno a una coalición de la derecha con la ultra-derecha conservadora que se oponen a algo que la mayoría de los australianos aprueba.

Eric Abetz es uno de los miembros de esa ultra-derecha y es, además, el Líder del Gobierno en el Senado. Senado que, por cierto, tiró por tierra los planes del presidente Malcolm Turnbull de celebrar un referéndum carísimo para que la gente votara si se aprobaba el matrimonio o no. Mala idea porque, como todos sabemos, nunca hay que dejar los derechos de la minoría en manos de la mayoría. Los derechos se regulan y se garantizan. Y ya.

Pues estaba el otro día Abetz en una entrevista con SkyNews y se quedó más ancho que largo al decir que él estaba en contra del matrimonio igualitario porque a la población LGTB no le hace falta, porque si una persona homosexual quiere casarse puede volverse hetero y casarse. La presentadora no daba crédito a lo que acababa de escuchar y le preguntó si realmente creía eso, a lo Abetz respondió:

La realidad es, y se han presentado pruebas al Comité del Senado, de personas que han estado en relaciones gays y luego han pasado a una relación heterosexual y yo creo que eso puede pasar, según las evidencias.

La presentadora le interrumpió para recordarle que no era ésa la pregunta que le había hecho, que lo que quería saber era si él realmente creía que una persona gay podía volverse hetero, y Abetz volvió a lo suyo:

Mira, es cosa de cada individuo ser lo que quieren ser y expresarse como quieran expresarse. En una sociedad libre eso depende de cada uno.

Abetz, que de tonto no tiene un pelo, utilizó la bisexualidad como argumento para seguir diciendo gilipolleces:

Creo que todos conocemos a personas que han estado en relaciones heterosexuales y luego han pasado a una relación gay, y gente que ha hecho lo contrario. El hecho de que ambas cosas ocurran en nuestra sociedad es un hecho demostrado y que no podamos hablar de este tráfico en ambos sentidos es algo que me tiene fascinado y creo que es indicativo de cierto sesgo en los medios que sólo quieren que se hable de un lado de la ecuación.

El tontoalestres de Abetz insistió durante el resto de la entrevista en que la culpa era de los medios, de las empresas que intentaban “forzar” al gobierno a avanzar en el tema, seguramente en algún momento habló de la libertad de expresión y puede que incluso de lo “políticamente correcto“.

Te in-Teresa
Los pesados de HazteOír sacan otro autobús y bla, bla, bla...

Pero no me culpes por no verla entera porque chica, a mí esta gente ya más que pereza me da asco.