Tras el éxito de la pasada temporada, regresa al Teatro Lara de Madrid la precuela de la novela de Juan Arcones

[divider]Culture Club | Teatro[/divider]

La dextrocardia es el nombre que recibe la patología que se da cuando el corazón se encuentra en el lado derecho. Y si el corazón es, según la cultura popular, el órgano que hace que nos enamoremos y vivamos con pasión… ¿significa que una persona dextrocardiaca ama al revés? ¿Amar a la persona equivocada es culpa de la posición de nuestro corazón?

Ay amiga, si la respuesta fuera tan fácil…

Tras el éxito obtenido la temporada pasada, Juan Arcones presenta ahora en el Teatro Lara de Madrid la historia de Marc, un joven inseguro y enamoradizo que se encuentra una noche con el que fue su amor en el colegio. Un amor platónico que ahora se presenta en bandeja. Pero el amor es un sentimiento caprichoso y no basta con querer a alguien para que la relación funcione, pero qué te vamos a decir a ti de eso ¿verdad?

El escenario de la desolación
El escenario de la desolación

¿Quién no ha sentido que se equivoca en el amor? ¿Qué nos empuja a amar a quien no nos quiere? ¿Por qué el corazón se empeña en llevarle la contraria a nuestro cerebro? Pobre Marc, que de repente se ve con un novio al que quiere mucho… y que resulta muy difícil de compatibilizar con el resto de su vida, principalmente con sus amigas. Porque como buen homosexual, Marc se rodea de mariliendres (las divertidísimas Laura Put y Alba Fontecha) que intentarán (y ya veremos si lo consiguen) poner un poco de cordura en su nueva vida.

Los guapísimos Ventura Rodríguez y Javier Santiago dan vida a los protagonistas de esta historia romántica que bien podria ser una película de Meg Ryan si no fuera por los puntos de locura que aporta el maravilloso Brays Efe, cuyas apariciones en el escenario hacen estallar al público en carcajadas. Y es que el humor juega una partida fundamental en este texto introduciendo elementos de actualidad al tiempo que lanza unos cuantos dardos envenenados.

Vamos, que es un poco marica mala pero tierna. Como nosotras tú. 

En esta vuelta a los escenarios Dextrocardíaco sigue siendo la obra que nos hizo llorar de la risa (y nos puso el corazoncito -a la izquierda o a la derecha, da igual- tierno) la primera vez, aunque se hayan hecho algunos cambios en el libreto para actualizar detalles de la trama (sobre todo gran parte de los chistes de Brays Efe) y los actores hayan hecho aún más suyos los personajes.

Y si quieres saber más sobre la obra y su autor, puedes leer la entrevista que le hicimos hace un tiempo para que nos hablara del teatro, de las novelas y del amor.

Puedes ver Dextrocardíaco en el Teatro Lara de Madrid.

Deja tu comentario