He estado unos días que me sentía loca y enajenada, poseída por alguien que no era yo y que me provocaba un gran calor interno mientras en mi cabeza no dejaba de sonar esa canción que dice “Quién es ese hombre que mira y me desnuda, una fiera inquieta que me da mil vueltas y me hace temblar pero me hace sentir…“. Menos mal que conservo algo de lucidez y al final descubrí lo que me estaba sucediendo. Todo comenzó el sábado pasado cuando Salvador Navarro leyó lo que había escrito sobre su Huyendo de mí y dijo “sí, quiero” a mi propuesta de entrevistarle.

En esta entrevista fuimos tres, él, yo y mi loca interior (la que escribe en cursiva) que no dejaba de hablarme mientras también lo hacía Salvador. Menos mal que él no escuchaba a ese ser que también soy yo, pero que me ha obligado a aparecer en lo que a continuación vais a leer porque dice querer estar al lado de Salvador, incluso en la pantalla. Sevillano, ingeniero, guapo, escritor, cuarenta y algún año como cuarenta y algún soles,…, normal Salvador, normal que pasen estas cosas.

SalvadorNavarro_MiradaEB
Salvador, ¿listo para comenzar?

Comencemos hablado de Huyendo de mí, tu última novela. En ella hay heterosexualidad, homosexualidad y bisexualidad, ¿y en tu vida? 

En mi vida, como persona sana que está en el mundo, están todas las sexualidades. Me siento muy orgulloso de vivir en un país donde la cuestión sexual dejó de ser un estigma, legalmente, hace muchos años.

Eso es, donde podamos besarnos, tocarnos y acariciarnos, ir juntos de la mano por las calles, cruzando en rojo los semáforos.

Centrémonos ahora en el amor, en esta historia encontramos tanto parejas convencionales como relaciones abiertas, ¿qué pros y contras ves tú a uno y otro modelo?

Soy demasiado apasionado como para creer en las relaciones abiertas.

Cómo me gusta que digas eso, piensas igual que yo. Yo para ti, tú para mí, y que digan lo que digan. Yo soy tuyo, tú eres mío. ¿Cuándo nos presentamos en sociedad?

En personajes como Leo, Pablo o Pilar es muy patente el deseo de mantener o construir una familia, ¿qué papel tiene para ti la familia?

Un papel central, como lo tienen mis amigos. La tranquilidad emocional que te aporta una familia construida con buenos cimientos es algo que sé valorar en mi día a día.

En mi libro de familia el nombre del cónyuge aún está por ser escrito, que lo sepas.

Sevilla, París y Bruselas, ¿por qué elegiste estas ciudades como escenario para la trama y acción de Huyendo de mí?

Sevilla por ser la ciudad que mejor conozco. Aquí nací y aquí sigo. París es mi segundo hogar. Allí estuve viviendo tres maravillosos años en la plenitud de mis 30. Bruselas es una ciudad que he visitado mucho y me venía bien para cerrar la trama.

Me parece una ruta maravillosa para una luna de miel, para una escapada de enamorados, para estar de vacaciones haciendo el amor y perder el sentido cada noche.

MiYoInterior_EB
Mi múltiple yo interior cada vez que Salvador habla.

Además de escritor, eres ingeniero en el sector de la automoción, ¿tan difícil es ganarse la vida como escritor?

¡No aspiro a ganarme la vida como escritor! Escribo por placer y a mi ritmo. Mi trabajo como ingeniero para la Renault me ha dado mucho mundo y me ha hecho como hombre. Y espero que dure.

Y si no llega con lo tuyo, yo hago lo que sea para que lleguemos a final de mes, camarero, bailarín, stripper, masajista, redactor de estoybailando.com, ¡lo que sea!

¿Qué es lo que más te gusta de escribir? ¿Y lo que menos?

Lo que más me gusta es pensar las historias. Ahí aparece mi espíritu de ingeniero. Mi mesa de trabajo está llena de corchos con etiquetas, cartulinas de colores, chinchetas, apuntes, esquemas, cronogramas,… En el oficio de escritor me gusta todo, hasta la promoción de mis novelas, un período en que suele entrar gente interesante en mi vida. Como tú, Míster Newman.

¡Ay lo que me ha dicho! ¡Ay que me da algo! ¡Ay que calor y qué nervios!

¿Qué has escrito que se ha quedado guardado en el armario, ¡perdón!, en el cajón?

Mi primera novela, Tres. Un triángulo amoroso en que había mucho de mí.

Los tríos solo en la ficción, yo no quiero compartirte, a mí contigo me basta, a mí tú me puedes llenar.

gay_passout
¡Esta excitación es demasiado, me va a dar algo!

Parafraseando el título del que hemos hablado, ¿tú también huyes de ti mismo? ¿de quién o de qué huyes?

Huyo de la gente mediocre, de los amargados, de los nubes negra, de los maleducados, de los que no saben escuchar, de los pretenciosos y perdonavidas.

¡Largo de aquí la gente mala! ¡En esta casa solo entra gente de buena fé y mejor voluntad!

Las menciones a la sauna sevillana, ¿experiencia propia, documentación de escritor o recuerdos de lo que te ha contado alguien que estuvo allí?

Un buen escritor está bien atento a todo lo que le cuentan. No, nunca estuve en una sauna gay.

Yo tampoco, ¡lo juro! Todo lo que te digan es… Bueno, ahora que recuerdo sí, fui una vez porque me dijeron que era un spa…

Cuando te propones seducir, ¿qué canción haces que suene? ‘Meet me in the morning’, de Everything but the girl, por ejemplo. ¿Qué película pones para ver tumbados en el sofá? Me gustan las películas de ciencia ficción. ¿Qué libro regalas? Sé adaptar el libro a cada persona, estoy muy leído. Mi favorito es La Montaña Mágica de Thomas Mann. ¿Cuál es la frase mágica que utilizas para desarmar? ‘Quiero que me cuentes…’ ¿Por dónde comienzas a besar? ¿Y a tocar? Los besos, en la oreja, tocar, por los pezones…

¡Me encanta esa canción! ¡Veremos las que tú quieras! ¡Mañana mismo comienzo a leerlo! ¡Te cuento lo que tú quieras! ¡Bésame Salvador, bésame y tócame por donde tú quieras!

En tu instagram apareces siempre con camisa, camiseta o jersey, ¿para cuándo un posado en bañador luciendo cuerpo?

Prefiero insinuar que mostrar.

Te estoy imaginando anunciado calvin klein y creo que se me ha adelantado el verano interior.

salvadornavarro_sonrisa_EB
Pues no parece que Salvador se haya enterado de la presencia de mi yo interior, ¡qué alivio!