• Portugal se plantea un cambio en su estrategia nacional contra el VIH/Sida y analiza el modo de distribuir la PrEP a través de su Seguridad Social

La semana pasada, en una entrevista al diario Expresso, Isabel Aldir, la directora del Programa Nacional para las Infecciones de VIH/Sida y Tubercolosis, confirmó que el Sistema Nacional de Salud portugués comenzará a distribuir la PrEP este año.

Según dijo la doctora Aldir, “La PrEP llegará este año, sin duda. Tan solo faltan definir los aspectos reglamentarios de acceso al medicamento. Estamos desarrollando las normas clínicas y ya nos hemos reunido con la industria farmacéutica, además de con Infarmed (La Autoridad Nacional del Medicamento portuguesa) para estudiar su introducción

Todavía no hay una estimación del coste que supondrá para la seguridad social, pero Aldir también ha añadido que sin duda, vale la pena estar entre los primeros países que adoptan este medicamento. Ha recordado, también que ya hay algunas personas en Portugal que están comprando Truvada por su cuenta al extranjero y están consumiéndola sin control médico.

En el diario Expresso también le preguntaron si el país podría alcanzar el objetivo 90-90-90 fijado para 2020 y contestó: “Tenemos una oportunidad única de cambiar la situación de infección por VIH. Estamos en el sprint final y podemos alcanzar la meta, pero incluso si no llegáramos, el camino recorrido debería ser visto como un éxito.

Nosotros aplaudimos las palabras de la doctora Aldir y seguiremos aplaudiendo con las orejas y con todas las partes móviles de nuestro cuerpo (sí, esa también) mientras esperamos la buena noticia definitiva. De todas formas, frente a este optimismo burbujeante, hay que tener en cuenta que Portugal ha sido, históricamente, uno de los países de Europa occidental con peores resultados en sus estrategias de prevención del VIH. Si a esto añadimos que el Servicio Nacional de Salud considera que el último año, con más de 1700 nuevas personas diagnosticadas, ha sido desastroso, nos parece muy de captain Obvious que hayan decidido que era el momento de hacer cosas nuevas o de otra manera, porque está claro que hasta ahora había algo que no habían hecho nada bien.

Te in-Teresa
Un diputado conservador inglés carga contra la estupidez del NHS respecto a la PrEP

A pesar de que un 75% de los profesionales médicos portugueses estaban a favor de empezar a usar la pastilla en el país, hasta hace muy poco, las autoridades parecían no querer saber nada de la PrEP en el sistema de salud público, y ni siquiera se daban por aludidas cuando se planteaba la posibilidad. (¿Os suena de algo esta actitud?)

La situación dio un giro completo cuando Isabel Aldir, que tiene una experiencia de casi 30 años atendiendo a pacientes seropositivos, tomó posesión como directora del Programa Nacional de Infecciones de VIH/Sida en Diciembre del año pasado. Aldir ya formaba, además, parte del equipo de su antecesor, que estuvo apenas unos meses en el cargo, y que había sido nombrado pensando en la necesidad de renovar la estrategia nacional de lucha contra la epidemia.

Isabel Aldir (Foto: mediconews.pt)

En otra entrevista que concedió el mes pasado, en la que le preguntaban por el fracaso de esta estrategia y la necesidad de un nuevo enfoque, la doctora decía que se sentía optimista a pesar del aumento de número de infectados y del gasto médico, sobre todo en lo que respecta a introducir nuevos enfoques terapéuticos, como la PrEP. También recordó que ya hay un grupo de trabajo que está estudiando el modo de hacer un estudio preliminar con un grupo de pacientes en el área de Lisboa.

El gasto mensual en tratamientos del VIH  ya ha crecido un 10% en el último año, lo que se explica por el mayor número de personas diagnosticadas. Ya os podéis imaginar que como la situación económica del país no es nada buena, uno de los mayores obstáculos es el coste que supondría incluir la pastilla en el Servicio Nacional de Salud, y también se está estudiando si la PrEP se distribuirá gratuitamente o mediante un copago.

Te in-Teresa
Filipinas inicia la prueba de la PrEP con la tasa de VIH disparada un 140%

Otra de las propuestas de la nueva directora es introducir el uso de medicamentos genéricos para combatir el virus, que se estima que podrían recudir el gasto médico un 30%. Desde GAT (Grupo de Ativistas en Tratamentos, una ONG formada por personas que viven con el VIH) critican esta medida y dicen que si supone un aumento del número de comprimidos o de tomas diarias es necesario el consentimiento informado del paciente. Por otro lado, el diputado socialista y especialista en salud pública Ricardo Baptista, le ha recordado a la directora nacional el modelo de administración de la Truvada que ha iniciado Francia hace un año y le ha criticado que la economía del país no se debe sobreponer a una situación de salud pública y de derechos humanos.

Fuentes: Saúde OnlineExpresso

Deja tu comentario