Bobby Drake, el Hombre de Hielo de los X-Men, se ha enamorado de Romeo. Que es un Inhumano. Que es un enemigo de los X-Men. La cosa no nos recuerda a Shakespeare para nada. Y se han dado su primer beso.

[divider]Culture Club | Libros y cómics[/divider]

Hace mogollón de tiempo os explicábamos que los escritores y dibujantes y gentes que hacen los cómics de los X-Men habían decidido que Bobby Drake, el hombre de hielo, era gay. La cosa es que viajaba al pasado o al futuro o yo qué sé qué pero que el chico era gay y le iba a costar salir del armario una barbaridad.

Pues bueno, ahora por fin se ha dado su primer beso con otro chico.

Resulta que Bobby, en su forma de joven y pizpireto que viajó desde el pasado al presente para luchar contra las cosas que luchan los X-Men, ha aceptado su sexualidad y se va de bares para ligar con algún chico. Entiéndele, no puede usar Grindr porque se despista y congela el móvil; y además los X-Men en Grindr están peor vistos que los gordos, los que tienen pluma o los asiáticos. Pero se pone muy nervioso y la lía parda y acaba congelando sin querer a un maromo.

“Pues mi ex…” ZASCA

Que es un poco como lo que te pasa a ti cuando te pones a hablarle a tu ligue de tu hijo el carlino o le dices “nene”.

En serio, dejad de decir NENE.

Bobby se asusta y sale corriendo y se choca con otro chico y cuando están de jaja-jiji aparece la mariliendre toca pelotas un monstruo, y ahí que vienen los X-Men a luchar contra el monstruo que es un Inhumano que se acaba de despertar. Porque los X-Men y los Inhumanos están peleados, se llevan fatal, peor que los gays y las lesbianas.

¡La que has liado, maricón! (Dijo el profesor, que ahora es una musculoca)

Y en mitad de la pelea aparece otro Inhumano, Romeo, que es el encargado de tranquilizar a los Inhumanos que se acaban de despertar y están nerviosos. Y claro, surge el amor entre Bobby y Romeo.

En el número 13 de los All-New X-Men Bobby y Romeo se van de citas. Pero Bobby está nervioso porque never knew I could feel like this like I’ve never seen the sky before y se pegan una buena hostia y luego se quedan ahí en plan que no saben si besarse o no.

La parte mala es que en mitad de la cita Bobby recibe la llamada del ahorro deber y tiene que marcharse a luchar contra los otros Inhumanos, y supongo que Romeo también tiene que irse a luchar contra los mutantes.

TOTAL, UN DRAMA.

Como bien explican los chicos de iO9, lo de enamorar a dos personajes que pertenecen a bandos enfrentados en una guerra y que uno se llame, de forma TOTALMENTE casual “ROMEO”, no nos recuerda a nada de nada y no nos hace oler el drama a kilómetros de distancia. QUÉ VA.

Pero bueno, que sí, que al final se dan el beso.

A todo esto el Bobby adulto, que también está en el presente, tendrá su propia serie de cómics (que se publicarán a partir de abril) en los que se explicará -entre hostias y batallas varias- su salida del armario. Esa serie será la primera vez que Marvel publica una serie de cómics en las que el protagonista es gay.

Yo no los voy a leer porque si ya me he hecho un lío escribiendo esto me puedo volver loca. Pero tú eres más lista que yo y seguro que lo entiendes todo.

[divider]Fuente: i09[/divider]