Flores, hojas, riachuelos y columpios para el bucólico vídeo de Amor Irracional, lo último de Hornella Góngora

[divider]Culture Club | Música[/divider]

Hace un par de meses que te dije que Hornella Góngora había sacado una canción muy maravillosa que se llamaba Amor Irracional y te expliqué por qué me tenía enamoradito. Has tenido tiempo suficiente para descubrirla, aprendértela y amarla. Si lo has hecho, bien por ti. Si no lo has hecho, te quito un punto del carnet de marica.

Telaraña de amor irracional
Telaraña de amor irracional

Ahora Hornella (iba a decir Miss Góngora pero me suena demasiado decimonónico incluso para ella) acaba de estrenar el videoclip, y es tan ELLA que no se nos ocurre otra forma en que esta canción hubiera funcionado audiovisualmente. Hornella se convierte un poquito en Florence (la de la Machine) y un poquito en Pitita (Hornella, te queremos, pero ese plano del sillón nos ha hecho gritar “PITITAAAAAARRRLLLLLL”) y se planta en mitad de la naturaleza a lamentarse por ese amor que te jode viva y no tiene ningún sentido pero te tiene enganchada y al que tienes que enterrar bajo un árbol como si fueras Raimunda en Volver.

Lo mejor del vídeo, dirigido por Luis Carlos Almqvist, es que ya puedes olvidar de los neones, los bailarines, los flashes y las naves industriales convertidas en platós y lo típico de un videoclip travesti; Hornella se lanza a la naturaleza, se funde con las hojas del otoño, se hace un Ofelia y se tira al río (que es una filosofía de la que somos muy fans) y hasta se sube a un columpio.

Y yo que sigo sin quitarme el estribillo de la cabeza.

Te in-Teresa
Apadrina un travesti: La Prohibida recauda 5000 euros en 24 horas